Valorización de los Residuos


Los seres humanos en las actividades que desarrollamos en nuestra vida, generamos materiales que caen en desuso por diversas razones, cuando estos materiales son mezclados y desechamos lo denominamos residuo.

El residuo no siempre es un desecho a destruir, a veces, es posible recuperarlo. La idea es que si hay algo que a mí no me sirve más, no quiere decir que ya no tenga valor, es posible que pueda dársele diferentes usos y aplicaciones. En este sentido, decimos que valorizar los residuos implica optimizar sus características mediante procesos de reutilización, recuperación y reciclado.

Clasificar un residuo, reciclarlo y poder darle un valor (valorizarlo) es muy conveniente para el medioambiente.

En las plantas de reciclaje, se clasifica el hierro y cada tipo de metales (cobre, aluminio, zinc, plomo, latón,…) para posteriormente ser entregado a las fundiciones que emplearán dichos materiales como materia prima. Los gestores de Residuos convertimos los residuos en materiales reutilizables para otras actividades, fomentando así, la valorización de los residuos y evitando el depositarlos en vertederos.

¿Cuáles son los beneficios de valorizar los residuos?

  1. Se reduce el volumen de residuos que llegue a vertederos.
  2. Se sustituyen las materias primas provenientes de recursos naturales por estos materiales recuperados.

La valorización debe incluirse en la Gestión Integrada de los RSU (Residuos Sólidos Urbanos). Esta Gestión engloba todas las etapas de manejo de residuos: la generación, la disposición inicial, la recolección, el transporte, el tratamiento y la disposición final adecuada.

Reciclando convertimos a los materiales recuperados de los residuos en valorados recursos.

El volumen de Residuos Sólidos Urbanos (RSU) que generamos es muy elevado, unos 25 millones de toneladas al año. El 40% son recuperables. Para evitar que la mayoría de los residuos vayan al vertedero se buscó desde la Unión Europea la forma de gestionarlos para obtener beneficios de ellos, es lo que se llama la valorización de residuos.

La valorización se define como:

  • Operación cuyo resultado principal es que el residuo sirva a una finalidad útil al sustituir a otros materiales que de otro modo se habrían utilizado para cumplir una función particular.
  • Preparación del residuo para cumplir una función particular, en la instalación o en la economía en general.

Debemos avanzar en la línea de contribuir, con el reciclaje y la valorización de los residuos, al bienestar del medioambiente.

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *